Fundación Tiempos

Página

El pasado nos convoca: tres generaciones de mujeres en la Arqueología del NOA

(in memoriam de Ana Lorandi)

Durante los días 7 al 10 de diciembre, 5 integrantes del IDECU participaron en el Encuentro “El pasado nos convoca: tres generaciones de mujeres en Arqueología del NOA” (in memoriam de Ana Lorandi), organizado por Alejandra Korstanje (ISES – CONICET – UNT); Veronica I. Williams (IDECU – UBA – CONICET) Barbara Manasse (UNC – UNT) y Patricia Arenas (IAM – UNT) y realizado en la localidad de La Ovejeria, Tafi del Valle,Tucumán.
Participaron 14 colegas de distintos centros académicos universitarios y científicos y se reflexión sobre la práctica profesional de mujeres en la arqueología argentina delineando la historia de la disciplina de los últimos 60 años en nuestro país. 


La equidad de género y la necesidad de las mujeres de pensarse en sus condiciones y contextos de trabajo es un reclamo de nuestros tiempos. Las arqueólogas que en las últimasdécadas del siglo XX Argentina han llegado a ocupar altos cargos en organismos de ciencia y tecnología y han formado varias generaciones de discípulas, son escasas. Consideramos que conocer cómo eran sus condiciones de producción en sus inicios y preguntarnos cómo fue la transmisión de conocimientos de mujeres a mujeres es un requisito para poder construir no sólo historiografías y genealogías, sino para comprender nuestras propias construcciones como científicas y universitarias.


La formación académica es un proceso algo complejo, sinuoso, impreciso en sus límites, tomando derroteros varios, pero todas las invitadas a este encuentro comparten una característica que es que se inspiran o se identifican en alguna parte de sus respectivas trayectorias con la arqueología del noroeste argentino y con una mujer arqueóloga argentina.
El objetivo de este encuentro centrado en 14 mujeres (por genealogía y necesidad metodológica de crear un ambiente introspectivo), fue registrar, a partir de entrevistas y una serie de preguntas orientadoras a tres generaciones de arqueólogas que han trabajado en el Noroeste argentino, sus historias de vida , sus trayectorias personales y poder así delinear el derrotero de la disciplina en los últimos 60 años, participando como testigos de primera mano de diferentes momentos del país, con diversos gobiernos, cuyas administraciones han incidido en el desarrollo científico tecnológico de Argentina, períodos en los cuales se han producido giros ontológicos, nuevos abordajes metodológicos y cambios en la práctica profesional. Tratamos de registrar una historia como un relato cronológico, analítico y valorativo resultado de la suma de una serie de relatos vividos por las protagonistas.